LXMNC

home    message    twitter    submit    archive    theme
©
Lo prodigioso no es conocer los secretos de los hombres, sino las rutinas cotidianas de las bestias